Entradas

“El estilo retro, vintage o con toques del clásico, se cuela en la cocina”

Y no es sólo en la cocina, el estilo retro que recupera el valor que acumulan los objetos y los espacios a lo largo de su historia, invade los estilos decorativos actuales. Eso sí, sin renunciar a lo actual. El verdadero acierto de esta fusión, es saber extraer los valores del pasado y hacerlos convivir con el presente. Cuando se habla de estilo retro, en general, se hace referencia a recuperar valores estilísticos de los años 50,60.

La estética retro es una alternativa perfecta para decorar cualquier espacio de la casa, incluida la cocina. Aquí, elementos antiguos y vintage, aportarán un toque de originalidad al ambiente: desde muebles de cocina y accesorios hasta materiales, revestimientos o pequeños electrodomésticos de otras épocas se convertirán en los mejores aliados para conseguir una estancia acogedora y única.

CLAVES DECORATIVAS PARA CONSEGUIR UN ESTILO RETRO EN LA COCINA

EL BLANCO ES EL COLOR POR EXCELENCIA.
Como en las cocinas de antaño, el blanco es el color base de la decoración y admite tanto pinceladas en colores más vivos, como naranjas, verdes, rojos o turquesas, como las diferentes tonalidades de madera. Los colores pastel también son característicos de las cocinas vintage, especialmente combinados con blanco para aportar mayor luminosidad y amplitud a la estancia.

Entre los tonos ideales para decorar con aires vintages se encuentran los rosas, en toda su gama cromática; el verde mint con turquesas y vainilla, y neutros, como el gris perla y el blanco roto o hueso.

EL DISEÑO DE LOS MUEBES, ES LA CLAVE.
Muebles y accesorios juegan un papel fundamental a la hora de dar a la cocina un determinado estilo. En una decoración vintage, no pueden faltar los muebles de madera con cielos detalles decorativos como los enmarcados o tiradores de corte clásico o retro.

Para que el estilo retro invada la cocina, serán necesarios otros muebles auxiliares, como una mesa de comedor de madera vieja o mármol y patas onduladas de forja; sillas de acero galvanizado o torneadas de madera; estanterías de pared blancas con escuadras de estilo antiguo; una vitrina con puertas de madera y cristal… Una idea muy decorativa es sustituir algunas puertas de los armarios por tela de gallinero o cortinas.

LOS REVESTIMIENTOS, OTRO ELEMENTO FUNDAMENTAL.
La baldosa hidráulica y los azulejos geométricos de estilo vintage son una opción ideal para recrear una cocina como las de antes. Para evitar que estas coloridas piezas resulten muy cargantes, conviene reservarlas para un solo frente o alternarlas con paredes lisas.

¿Qué tal esta idea de colocar baldosas hidráulicas en diferentes estampados? Esta fórmula en patchwork es sumamente atractiva para los más atrevidos, que no quieren renunciar al color y no pueden decidirse por un solo modelo. En almacenes cerámicos es posible adquirir piezas descartadas o descatalogadas.

LOS ELEMENTOS DECORATIVOS, CUANTO MÁS FLORALES, MEJOR.
Telas, paños de cocina, vajillas antiguas, papeles pintados… Delicadas flores en tonos pastel sobre fondo blanco aportarán un toque dulce y elegante a la decoración, además de alegre. Cuando los motivos don grandes y coloridos, el efecto visual es más impactante.

Y, sin duda, no dejes de buscar en los anticuarios o rastros donde podrás descubrir antiguas báscula de cocina, colgadores de vajilla, lámparas de metal.…que darán ese toque singular que solo una cocina con mucho gusto podrá tener.

“El estilo retro de la cocina que sabe a nuevo”

Los tiempos cambian, las tendencias cambian. Y esto no ocurre porque sí. Hay un sinfín de cuestiones que hacen que los productos adquieran una apariencia y no otra y que las personas lo adoren. Vivimos al vaivén de los cambios que son los que realmente determinan nuestras costumbres nuevas o no. Aunque pueda parecer lo contrario, el pasado se va y el presente va adquiriendo nuevas formas que recoge algunos elementos que nos funcionaron antes y desechamos otros por su falta de sentido en los nuevos tiempos.

El encerramiento al que nos hemos visto sometidos en los últimos meses ha modificado notablemente nuestras prioridades. Ahora miramos más hacia dentro a sabiendas de que será nuestro epicentro en el que, además de vivir, convivimos, descansamos, disfrutamos. Una sociedad que mantiene de manera habitual un pie en  la calle y que ahora lo tiene que mantener dentro. Una circunstancia que nos empuja a ser creativos a la hora de organizar nuestras casas, de querer que lo de fuera esté también dentro. Ahora que tenemos la naturaleza más lejos, más inalcanzable, queremos llevarnos un poquito de nuestro instinto de campo a nuestra vida.

Después de vivir inmersos en los últimos años sumergidos en el espíritu minimalista extremo. Espacios vacíos, blancos, con sabor a tecnología futurista, parece que echamos de menos algo de esa atmósfera acogedora de las casas de campo de nuestros abuelos en las que se acumulaban objetos de la vida cotidiana que parecen emanar aromas a cocina casera y a tardes de meriendas en familia.

El pasado no vuelve pero el futuro no tiene por qué perder lo bueno que nos dejó.

COCINAS DE ESTILO RETRO, CON SABOR A CASA

Como os hemos contado en otras ocasiones, parece que no hay cocina que no se abra al salón. Sin embargo, aunque es la solución ideal para muchos espacios y para muchos usuarios, no es la única alternativa a crear una cocina. La clave a la hora de definir el estilo de tu cocina es que responda al espíritu de las personas que la van a utilizar.

Actualmente, en Saitra contamos con múltiples modelos de puertas que responden a estilos diferentes. Hoy te traemos los valores de un estilo que, aunque pueda parecer del pasado ese ATEMPORAL. El estilo “SHAKER” . Su sencillez encaja con casi cualquier tipo de decoración, ya sea contemporánea o tradicional. Se pueden encontrar en distintos tipos de materiales, tintes, colores y existe una gran variedad de tiradores.

Los SHAKER fueron una de las numerosos sectas utópicas que emigraron al Nuevo Mundo a finales del siglo XVIII. Sus circunstancias hicieron que sus prioridades fueran la simplicidad, artesanía, orden limpieza y utilidad. Estos valores dan como resultado un estilo de interiorismo austero, ligero que ha desarrollado rasgos singulares, facilmente reconocibles y combinables en espacios de diferente naturaleza.

Las cocinas estilo SHAKER son sencillas con cierto aire rústico y de atmósfera elegante. Se caracterizan por ser de madera, ofrecer espacios de mucho almacenaje y prevalecen los colores tierra o vinculados a la naturaleza. El objetivo es conseguir una sensación de paz y serenidad.

COCINAS SAITRA INSPIRADAS EN EL ESTILO SHAKER

El Modelo ERIE de la gama de modelos en LACA de SAITRA ofrece un diseño de puerta enmarcada en acabado laca seda con puerta de grosor de 22 mm con posibilidad de acabado en cualquier color de la carta RAL. La característica que define el estilo de tu cocina será el sistema de apertura que elijas pudiendo optar por apertura a presión, por el tirador oculto en la moldura superior de la puerta o añadir alguno de los modelos de tirador del catálogo.

Existen otros modelos en madera que ofrecen distintos diseños, colores y texturas con los que definir el modelo de la cocina.

OTROS MODELOS DE COCINA DE INSPIRACION SHAKER

VER OTROS ARTÍCULOS DE INTERÉS